Boletín 622

Título: EVIDENCIAS DE UN VERDADERO HIJO
Pasaje: Introducción 1° JUAN


Conocer a Dios significa que Dios se ha manifestado en una relación personal con el individuo que ha nacido de nuevo por el hecho de haber recibido al Señor Jesucristo como salvador y Señor. Esta experiencia conlleva un cambio genuino en todo el ser del hombre, que se da no por él mismo, sino por el Espíritu Santo que ahora habita en él.

Se trata entonces, de conocer a Dios, pero no desde nosotros hacia Él, sino de Él hacia nosotros, es decir: no le hemos conocido nosotros, sino que Él se nos ha dado a conocer, y esto, por medio del Hijo, el Verbo de vida, esta es la vida eterna.

La epístola de 1 de Juan, escrita por el apóstol que lleva dicho nombre, entre el año 90 y 95 d.C. aproximadamente, contiene esta verdad del evangelio que en sí misma tiene una doble dirección: una hacía el verdadero creyente, que al conocer en una experiencia vital esa relación vivificante con el Padre por medio de Jesucristo, halla un gozo inexplicable; y otra dirigida a aquellos falsos-cristianos, que ven desenmascaradas sus vidas al no reflejar lo que con naturalidad se halla en la vida del verdadero hijo de Dios.

La carta del apóstol tiene un mensaje de regocijo para el que ha conocido a Dios, para aquellos que experimentan la realidad del amor, la comunión, la verdad y la justicia que Dios les ha impartido por el Hijo y en el poder del Espíritu. Pero también contiene golpes de almádana para aquellos que creen ser y no son, que dicen y no hacen, que hablan pero no cumplen por la sencilla razón de que no han conocido a Dios verdaderamente.

Como hijos de Dios tenemos el mayor ejemplo a seguir: Jesús, el Cristo hecho carne que vivió como nosotros sujeto a todo cuanto afrontamos como seres humanos, pero sin pecado. Este es el mayor testimonio que el apóstol pone de modelo al iniciar la carta, desarrollando a través de toda la epístola la vida genuina cristiana, la cual se vive en luz, en amor, en pureza, en comunión como Jesús estuvo con el Padre, y no como los que dicen ser y no son.


PREGUNTAS

Lunes: 1° Juan 1

Lee el capítulo e identifica las palabras que más se repiten ¿Qué importancia tiene la palabra que más encontraste dentro del pasaje? Marca todas las veces que se menciona el nombre de Jesucristo, el Verbo y Dios, y observa que dice la biblia de Ellos.

Martes: 1° Juan 2

Lee el capítulo y marca las ordenes que hay para los creyentes. ¿Según el texto cómo se conoce a los que no son de Dios?

Miércoles: 1° Juan 3

Lee el capítulo y define las diferencias que hay entre un hijo de Dios y un hijo de Satanás.

Jueves: 1° Juan 4

¿Cómo podemos distinguir a un falso maestro según el pasaje? Da un ejemplo práctico. ¿Cuál es la característica esencial del verdadero hijo de Dios según el pasaje?’

Viernes : 1° Juan 5

¿Quiénes son los nacidos de Dios, y como se evidencia ese nuevo nacimiento? ¿Quiénes tiene la vida eterna? ¿Cuál es la evidencia de que hemos nacido de Dios? ¿En quién está la seguridad de vida eterna del creyente?

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: